Ser adolescente con psoriasis, todo un reto social

Aunque no se tienen datos concretos en España, se estima que uno de cada 3 adultos inicia su psoriasis antes de los 18 años, por lo que se trata de una enfermedad importante durante la infancia y la adolescencia1.

La psoriasis es una enfermedad que provoca un fuerte impacto en la vida cotidiana de la persona que la sufre, especialmente en su bienestar físico y emocional2. Este impacto se acentúa si se trata de un adolescente, en el que su vida gira entorno a las relaciones sociales y la aceptación por parte del grupo. El dolor y la vergüenza por las lesiones visibles en la piel (la psoriasis en placas y la psoriasis en gotas son las formas clínicas más frecuentes en adolescentes3) y el miedo al rechazo social, o incluso la tristeza que les provoca la enfermedad pueden tener un efecto notable en los pacientes2,4.

La visibilidad de las lesiones en la piel puede generar discriminación o rechazo en otras personas, lo que afecta directamente a las actividades sociales e incluso a las relaciones sexuales de los jóvenes. Para evitar esta situación, es importante que el círculo social del joven con psoriasis conozca la enfermedad, que no se puede contagiar y que es de origen autoinmune4 .

Un adolescente con psoriasis cambia sus hábitos sociales para esconder su condición, por ejemplo, evita ir a la playa o la piscina con sus amigos o puede utilizar prendas de manga larga en pleno verano para ocultar las lesiones en la piel. Además, suele dejar de practicar los deportes que antes le gustaban o de realizar actividades al aire libre4.

El miedo a cómo van a reaccionar los demás al ver las escamas supone una grave afectación de la autoestima del adolescente con psoriasis. El joven puede llegar a sentirse inferior al resto de sus amigos y compañeros, e incluso a estar más triste. Es fundamental contar con apoyo psicológico para tratar los cambios en la vida cotidiana que supone la enfermedad y asegurar que las consecuencias sobre el día a día sean mínimas4.

Para un joven con psoriasis es muy duro aceptar su enfermedad y no cuenta con las habilidades necesarias para afrontar la situación y aceptar que su condición le acompañará toda la vida. Es por ello que en esta edad es mucho más importante el apoyo psicológico por parte de profesionales y el apoyo emocional de familiares y amigos5.

¿Pero cómo se le dice a un adolescente que puede hacer una vida normal con su psoriasis? Aceptar la enfermedad le llevará tiempo, hay que tener paciencia y ayudarle en la medida de lo posible a afrontar su situación. Poco a poco descubrirá “soluciones” para conseguir llevar una vida más “normal” en su círculo social y ello mitigará su incertidumbre y su ansiedad5.

Hablar sin miedo de la enfermedad con los compañeros suele ser una buena terapia porque la gran mayoría de ellos ni siquiera habrán oído nunca acerca de la psoriasis. Desterrar los mitos del contagio y explicar en qué consiste la enfermedad ayudará a que su círculo social lo apoye y lo acepte sin problemas5.

La realidad es que las relaciones sociales son a veces complicadas y estresantes de por sí, más aún durante la adolescencia, así que añadir la psoriasis al cóctel lo convierte en una mezcla difícil de digerir. Hay que apoyar al joven para que gane confianza y seguridad en sí mismo y sepa compartir sus sentimientos y afrontar la enfermedad sin sentir frustración o ansiedad5.

En resumen, estos son los 7 consejos más importantes para jóvenes con psoriasis1:

  • Entender la enfermedad y no tenerle miedo. Comprenderla mejora mucho la calidad de vida.
  • Mejorar la autoestima y no tener vergüenza. A veces es necesario contar con la ayuda de un psicólogo para conseguir este reto.
  • Explicar a los compañeros en el instituto lo que significa la psoriasis, y sobre todo lo que no es, despejando falsos mitos como que es contagiosa.
  • Cuida a tu familia. A veces los padres y hermanos de un adolescente con psoriasis sufren también con la situación.
  • Involúcrate en el tratamiento farmacológico, infórmate de cómo funciona y aprende a tomarlo adecuadamente.
  • Mantén hábitos de vida saludable, haz ejercicio y sigue una dieta sana y equilibrada.

 

Referencias

1. http://www.accionpsoriasis.org/sobre-la-psoriasis/vivir-con-psoriasis/572-psoriasis-infantil-comprender-la-enfermedad-mejora-la-calidad-de-vida.html

2. http://www.psoriasis360.es/psoriasis/preguntas-frecuentes

3. https://www.pediatriaintegral.es/publicacion-2016-05/psoriasis-en-la-infancia-y-adolescencia/

4. http://www.accionpsoriasis.org/actualidad/467-los-sintomas-de-la-psoriasis-afectan-a-la-vida-diaria-del-70-de-pacientes.html

5. http://www.psoriasis360.es/impacto_en_la_vida_diaria/vida_social

 

PHES/STE/1117/0027 Diciembre 2017