10 claves para vivir con Artritis Psoriásica

artitris

La artritis psoriásica genera un impacto en el negativo bienestar, tanto a nivel físico como psicológico, por lo cual vemos afectados nuestra autoestima, las relaciones con familiares y amigos, y el trabajo, alterando nuestro concepto de hacer una vida normal1.

1. Aprender a vivir con la enfermedad

Cada persona reacciona de diferente forma ante una misma situación, tratándose de la artritis psoriásica, el reto es aprender a convivir con algo que no hemos elegido, como el dolor o las alteraciones en la piel, entre otros síntomas. Por todo ello lo que realmente marca la diferencia es la actitud que tengamos ante lo que nos pasa1 .

Hay quién se deja llevar por el victimismo y la queja, lo que lleva al enfado; y hay quienes aceptan la situación y toman parte de responsabilidad en el cuidado de su salud. Adaptarnos y superarnos forma parte de nuestra naturaleza, no es tarea fácil, pero es necesario conocernos bien, identificar qué nos afecta más para poder buscar una forma de afrontarlo1 .

Conocer el curso de la enfermedad y cómo nos afecta nos puede dar sensación de control


2. Empieza a trabajar la motivación y el refuerzo positivo

Convivir con la APs requiere readaptar nuestros hábitos, esto no es sencillo, al principio no se visualiza la recompensa a tanto esfuerzo y tampoco sabemos por dónde empezar, aquí se recomiendan algunas estrategias2 .

• Identificar cuáles son tus objetivos con valor emocional, ¿para qué hago esto?

• Escoger uno o dos hábitos para cambiar, si empezamos con muchos objetivos a la vez va a resultar complicado y nos va a desmotivar.

• Busca metas alcanzables y adaptadas a tu situación, si un día no puedes no pasa nada, no hay fracaso mientras lo sigas intentando.

• Toma nota de los cambios para recordar tus logros.

Si sentimos que la desmotivación nos supera puede ser necesario un apoyo psicológico o psiquiátrico, no dudes en comentarlo con tu médico de familia3.


3. Descubre los beneficios de la dieta mediterránea

La artritis psoriásica afecta a la piel, a nuestras articulaciones y también aumenta los factores de riesgo cardiovascular como son obesidad, diabetes, hipertensión y dislipemias; y, por otro lado, un peso elevado puede empeorar la evolución de la enfermedad3,4.

Por eso además del control clínico por el médico, es importante mantener una dieta equilibrada y un peso adecuado2. Según los resultados del estudio PREDIMED seguir una dieta mediterránea disminuye la mortalidad por causas cardiovasculares5. Y también se ha demostrado que en pacientes con sobrepeso u obesidad una pérdida de peso de un 5 al 10% de su peso inicial mostró un efecto antiinflamatorio, mejoró la respuesta al tratamiento con anti-TNF y redujo el riesgo cardiovascular2.


4. Descansar y hacer ejercicio es muy importante

Cuando la enfermedad no está activa el ejercicio físico es fundamental para nuestro bienestar, ayuda a mejorar el sueño y mantener o reducir el peso. Los especialistas (rehabilitador, fisioterapeuta, reumatólogo) nos pueden ayudar a diseñar y mantener un programa personalizado para mantenernos fuertes y flexibles2,3.

Pero si la enfermedad está activa y las articulaciones están rígidas y doloridas se recomienda el reposo relativo que puede beneficiarnos reduciendo la inflamación y la fatiga2,3.


5. Fumar solo empeora las cosas
El tabaquismo perjudica especialmente a las personas con APs porque contribuye al empeoramiento de los síntomas, de las complicaciones cardiovasculares y empeora la respuesta al tratamiento2,3.


6. Beber alcohol tiene consecuencias en el tratamiento
Además de que el alcohol agrava los síntomas de la APs, éste puede interaccionar con los tratamientos provocando daños en nuestro hígado y falta de respuesta2,3.
 

7. Aprende a manejar el estrés
Se sabe que el estrés emocional puede desencadenar un brote, por eso alcanzar el bienestar emocional es necesario y complementario al tratamiento de los síntomas de la APs1-3.

Te pueden ayudar a reducir el estrés el ejercicio físico, actividades como el yoga o la meditación y pasar tiempo con amigos y familiares.
 

8. Busca apoyo en amigos y familiares
Sufrir dolor puede volvernos irritables y alterar nuestro estado de ánimo, por eso es importante aprender a redirigirlo y no proyectar nuestra irritación a quienes nos rodean, e intentar evitar caer en la queja y el victimismo1.

Nuestra situación puede ser compleja, pero a veces cuidar de personas de nuestro entorno, escucharles hablar de su vida puede hacernos sentir mejor. También compartir nuestros sentimientos y vivencias con otras personas con APs puede ser constructivo y ayudarnos a relativizar6.
 

9. Cuida tu piel a diario
Una correcta higiene e hidratación junto al cumplimiento de las pautas de tratamiento que nos indique el médico favorecerán la eliminación de los síntomas de la enfermedad. También se recomienda usar humidificadores si el ambiente es seco, evitar jabones fuertes o tomar un baño en lugar de una ducha también3.

10. Si tienes dudas consulta con tu equipo de salud
Es difícil predecir cómo va a evolucionar la APs en tu caso, ya que hay factores como la genética, la extensión y el tiempo de evolución que dependen de cada individuo. Por ello es importante que anotes aquello que te preocupa y consultes con tu profesional sanitario4.

Aprender que la APs es una parte de tu vida, no es el todo

 

Bibliografía
1. http://www.conartritis.org/artritis-psoriasica/aprender-a-convivir-con-la-aps/ [última visita 08/11/2017]
2. http://www.conartritis.org/artritis-psoriasica/estilo-de-vida-y-su-impacto-en-la-aps/ [última visita 08/11/2017]
3. Aprendiendo a convivir con la Artritis Psoriásica. Información para el paciente. Disponible: https://inforeuma.com/wpcontent/ uploads/2016/03/aprendiendo_a_convivir_con_la_Artritis_Psoriasica.pdf [última visita: 10/10/2017].
4. http://www.conartritis.org/artritis-psoriasica/conocer-la-aps/ 08/11/2017]
5. Estruch, et al. Primary Prevention of Cardiovascular Disease with a Mediterranean Diet. N Engl J Med. 2013 Apr 4;368(14):1279-90.
6. http://www.conartritis.org/artritis-psoriasica/las-relaciones-y-la-aps/ [última visita 08/11/2017]

PHES/STE/1117/0010 Noviembre 2017.